Actualidad

Noticias

Cinco municipios españoles, en un estudio pionero de ahorro energético en edificios

Publicado el 12/09/2011

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone


Los municipios de Madrid, Arahal (Sevilla), Granollers, Santander y Segovia han sido seleccionados para realizar un estudio de eficiencia energética en edificios y viviendas, de acuerdo con el Programa de Diagnóstico Energético del Hábitat Urbano.
Este proyecto es fruto del convenio de colaboración firmado por la FEMP y la Fundación la Casa que Ahorra el pasado mes de marzo, con el objetivo de sensibilizar a la sociedad sobre la importancia de eficiencia energética en la edificación y los beneficios que puede aportar el ahorro económico y energético. 
Los municipios podrán elegir dos tipos de actuaciones: la elaboración de diagnósticos comparativos o la realización de auditorías energéticas.
El diagnóstico comparativo consiste en comparar, mediante termografías de fachadas y cubiertas y toma de datos, edificios eficientes, construidos después de la entrada en vigor del Código Técnico de la Edificación, con otros más antiguos y, por tanto, no eficientes.
La auditoría energética es un proceso más completo, pues trata de descubrir los problemas de eficiencia energética y elaborar propuestas de actuación. Además de las termografías se realizarán otras actuaciones, tales como simulaciones energéticas o la monitorización de algunas viviendas, con la instalación de sensores térmicos que midan las condiciones de confort interior. 
Los resultados se harán públicos para que los ciudadanos del municipio conozcan la importancia que pueden llegar a tener las pérdidas energéticas en las viviendas y las medidas para reducirlas de forma significativa.
Hay que tener en cuenta que más de un 40% de la energía utilizada en la Unión Europea se consume en sus edificios. De este consumo, entre un 50% y un 70% se utiliza para calefacción y refrigeración de viviendas y edificios no residenciales; más de la mitad de esta energía se pierde debido a la ineficiencia de las fachadas, ventanas y cubiertas.
 
Fuente: Redacción ambientum.com