Actualidad

Noticias

CANTABRIA: Medio Ambiente adapta la recogida y transporte de residuos no peligrosos a la Ley de Residuos y Suelos Contaminados.

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

Esta Ley ambiental establece la obligación, a las entidades o empresas que recojan o transporten residuos con carácter profesional, de presentar una comunicación al inicio de sus actividades ante el órgano competente de la Comunidad Autónoma donde tengan su sede social.


Así, el director general de Medio Ambiente ha emitido una resolución con carácter general para el conjunto de interesados afectados por el cambio de régimen jurídico introducido por la Ley de Residuos y Suelos Contaminados, aplicable a los titulares de actividades de recogida o transporte de residuos no peligrosos con carácter profesional con su sede social en Cantabria, inscritos en el Registro para las actividades en las que se desarrollen operaciones de gestión de residuos no peligrosos distintas a la valorización o eliminación.


La resolución, consultada por Europa Press, establece que el ejercicio de las actividades de recogida y transporte de residuos implica el cumplimiento de las obligaciones establecidas en la Ley de residuos y suelos contaminados, así como en el resto de normas de desarrollo.


En particular, se deberán transportar los residuos cumpliendo las prescripciones de las normas de transportes, las restantes normas aplicables y las previsiones contractuales.


Igualmente se deberán entregar los residuos para su tratamiento a entidades o empresas autorizadas, y disponer de una acreditación documental de esta entrega, no pudiendo extender documentos de aceptación, salvo que se cuente con dicha autorización.


También se deberá disponer de un archivo físico o telemático, manteniéndose el mismo a disposición de las autoridades competentes a efectos de inspección y control.


La resolución también establece que en el caso de recoger o transportar residuos peligrosos, se deberá constituir una fianza que tendrá por objeto responder frente a la Administración del cumplimiento de las obligaciones que se deriven del ejercicio de la actividad.


Por otro lado, las obligaciones de información previstas en la Ley se deberán llevar a cabo por vía electrónica cuando se haya habilitado la funcionalidad correspondiente.


A tal efecto, en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Cantabria, estará disponible la aplicación Sistema de Información Ambiental de Cantabria SIACAN (aplicaciones5.cantabria.es/siacan/), pudiendo acceder, asimismo, a través de los portales www.cantabria.es y www.mediambientecantabria.es.


La información relativa a las actividades de recogida y transporte de residuos desarrolladas se registrará por la Comunidad Autónoma de Cantabria y se incorporará al Registro de producción y gestión de residuos que será compartido y único en todo el territorio nacional, conforme establece la Ley de residuos y suelos contaminados.

Fuente: Europa Press. 

 

 

 
PROYECTO DE DECRETO DE SUELOS CONTAMINADOS EN CANTABRIA.
 
La Ley de Residuos y Suelos Contaminados también establece que las Comunidades Autónomas Autónomas serán las encargadas de declarar y delimitar los suelos contaminados, debido a la presencia de componentes de carácter peligroso procedentes de las actividades humanas, evaluando los riesgos para la salud humana o el medio ambiente, de acuerdo con los criterios y estándares que, establecidos en función de la naturaleza de los suelos y de sus usos, se determinen por el Gobierno previa consulta a las Comunidades Autónomas. También son las encargadas de aborar un inventario con los suelos declarados como contaminados. Estos inventarios contendrán, al menos, la información que se recoge en el anexo XI y se remitirán al Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino en el plazo de un año desde la fecha de entrada en vigor de esta Ley, anualmente se remitirá la información actualizada.
 
Con estos propósitos Cantabria tiene tuvo en exposición pública el Decreto que regula las obligaciones que corresponden a los titulares de actividades potencialmente contaminantes del suelo así como a las entidades acreditadas en investigación y recuperación de la calidad del suelo, establece el régimen jurídico de los suelos contaminados situados  en el ámbito territorial de la Comunidad Autónoma de Cantabria y el procedimiento para su declaración y desclasificación.

Así mismo, este Decreto crea el Inventario de Suelos Contaminados de  la Comunidad Autónoma de Cantabria y se establece su régimen jurídico.