Actualidad

Noticias

Ya publicada la nueva ISO 9001:2015

Publicado el 23/09/2015

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone
f733e05b208ee518933e2c8615410857667f1f79

El miércoles 23 de septiembre se publicó de manera oficial la nueva norma internacional UNE-EN ISO 9001:2015 Sistemas de gestión de la calidad. Requisitos. (ISO 9001:2015).

La semana pasada veía la luz la norma ambiental más extendida en España: la ISO 14001:2015 y ahora le toca el turno a la equivalente para calidad: la ISO 9001:2015.

Se trata de la norma más extendida de la ISO, con más de 1,1 millones de certificados en todo el mundo. Proporciona requisitos para ayudar a las empresas a demostrar que pueden ofrecer a sus clientes, productos y servicios de buena y consistente calidad. También proporciona un marco para ayudarles a optimizar sus procesos y ser más eficientes en lo que hacen. ISO 9001 puede ser utilizada por organizaciones de todos los tipos y tamaños. La norma ha inspirado una serie de documentos para aplicaciones específicas del sector, incluyendo el sector de la automoción, el sector médico, los gobiernos locales y más.

Con esta nueva revisión se ha buscado facilitar la integración de esta norma en los demás Sistemas de Gestión y que éstos sean más accesibles para todo tipo de organizaciones, especialmente del sector servicios. Así, comparte la denominada estructura de alto nivel, común a todas las normas de gestión

Entre las novedades más relevantes de la nueva ISO 9001 se encuentran:

  • mayor énfasis en el liderazgo de la dirección
  • incluye el concepto del riesgo, no sólo limitado al efecto negativo de la incertidumbre, sino también para aprovechar las oportunidades
  • promueve una mayor eficacia en la gestión de la cadena de proveedores
  • lenguaje más simple y claro para facilitar su aplicación en las organizaciones.

Todas las organizaciones certificadas según la UNE-EN ISO 9001 deberán haber adaptado sus sistemas de gestión a los nuevos requisitos de la norma antes de septiembre de 2018, es decir, tendrán 3 años de plazo para incorporar los cambios necesarios en sus sistemas de gestión.