Actualidad

Noticias

Análisis de agua: qué es y para qué sirve

Publicado el 17/01/2022

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone
analisis de agua

Qué es un análisis de agua, cuándo debemos realizarlo, cuáles son los parámetros a analizar y las condiciones para la toma de muestra. En este artículo resumimos todo lo que debes saber sobre el análisis de agua para obtener resultados representativos.

Qué es un análisis de agua y para qué sirve

No cabe duda de que el agua es un compuesto fundamental para la vida, de hecho nuestra existencia depende directamente de la suya. Garantizar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todas las personas, es uno de los objetivos de desarrollo sostenible de la Agenda 2030 y uno de los puntos clave para garantizar un sostenibilidad en nuestro planeta.

El agua debe presentar unas características específicas para que sea compatible con la vida y pueda ser consumida por el ser humano. Desgraciadamente su composición química natural puede estar alterada debido a múltiples factores, en especial la contaminación generada por las actividades industriales, actividades agrícolas o ganaderas, así como las ciudades, sus vertidos e incluso la contaminación atmosférica, pueden ser todos ellos focos de contaminación de las aguas.

Estos factores contaminantes hacen que el agua pierda sus propiedades fundamentales que la hacen potable y susceptible de ser consumida. La contaminación de las aguas puede provocar alteraciones en sus parámetros físicos, químicos o biológicos que conviertan el agua en un elemento de riesgo para la salud en caso de ser consumida.

Los efectos nocivos provocados por esas fuentes de contaminación del agua son muy variados: desde la alteración de los ecosistemas acuáticos, la destrucción de los recursos hidráulicos o aún más grave, riesgos para la salud humana.

Por todo ello es de vital importancia que tomemos conciencia de la necesidad de cuidar este recurso tan crítico para la vida como es el agua.

Inevitablemente la única forma de controlar si el agua que consumimos es apta o no, es mediante la realización de un análisis de agua en un laboratorio, en base a unos parámetros que permitan determinar su calidad para el consumo. El análisis de agua es el estudio realizado por un laboratorio acreditado, de los parámetros físicos, químicos y biológicos de las aguas que determinen su salubridad y calidad, en base a unos criterios de referencia, para poder establecer un diagnóstico sobre su idoneidad para ser consumida (según el uso que se le vaya a dar)

 

Parámetros a controlar en un análisis de agua

Los parámetros a controlar en un análisis de agua son muy variados y dependerán de la procedencia o el origen del mismo, pero también del uso y consumo que se le vaya a dar al agua. En función del destino del agua se podrá determinar la calidad mínima necesaria y los parámetros correspondientes a controlar en el análisis de agua. Por ejemplo, podemos tener agua para consumo humano, para uso industrial, aguas que garanticen la vida piscícola, aguas destinadas a la cría de moluscos, aguas aptas para el baño..

En cada caso se utilizarán unos valores de referencia en el analisis de agua y será necesario ajustar los parámetros a analizar. De ahí la importancia de que el análisis de agua sea realizado por laboratorios acreditados, que tendrán los conocimientos en la materia necesarios para poder realizar el diagnóstico correcto.

Con carácter general, pero sin ser exhaustivo, podemos agrupar los parámetros para el análisis de agua en los siguientes grupos:

Físicos, como por ejemplo:

  • Características organolépticas
  • Color, olor, sabor
  • Elementos flotantes
  • Temperatura
  • Sólidos
  • Conductividad
  • Radioactividad

Químicos, entre otros:

  • pH
  • Materia Orgánica (Carbono orgánico total ,COT)
  • DBO
  • DQO
  • Nitrógeno y compuestos derivados (amoniaco, nitratos, nitritos, etc.)
  • Fósforo y compuestos derivados (fosfatos)
  • Aceites y grasas
  • Hidrocarburos
  • Detergentes
  • Cloro y cloruros
  • Fluoruros
  • Sulfatos y sulfuros
  • Fenoles
  • Cianuros
  • Metales
  • Pesticidas

Gases disueltos:

  • Oxígeno
  • Nitrógeno
  • Dióxido de carbono
  • Metano
  • Ácido sulfhídrico

Biológicos:

  • Coliformes totales y fecales
  • Estreptococos fecales
  • Salmonellas
  • Enterovirus

Toma de muestras para un análisis de agua

La toma de muestras  para la realización de un análisis de agua es otro un factor crítico que debemos tener en consideración previamente a la realización del análisis de agua, puesto que es necesario que las muestras tomadas sean representativas de la calidad del agua para poder emitir un diagnóstico final.

De hecho, existen varios factores a tener en consideración para la realización de la toma de muestra adecuada para un análisis de agua, como por ejemplo:

  • Qué parámetros que se van a analizar en laboratorio y cuáles in situ
  • El tipo de muestra que se va a recoger (sencilla, compuesta…)
  • Volumen de la muestra para el análisis de agua
  • Número de muestras para que el muestreo resulte representativo
  • Frecuencia del muestreo
  • Lugar de muestreo
  • Conservación de las muestras

Para la realización de un análisis de agua con todas las garantías es recomendable contratar un laboratorio acreditado que tendrá en consideración todos estos factores que pueden alterar los resultados obtenidos si no se tienen en cuenta.

Legislación relacionada con análisis de agua

Obviamente, el objetivo final de un análisis de agua es poder realizar una valoración de su calidad, un diagnóstico de aptitud, una vez terminados los ensayos. Para ello se utilizan diferentes marcos legislativos que establecen unos niveles de referencia a utilizar para los diferentes parámetros incluidos en el análisis de agua que garanticen la salud humana y la protección del medio ambiente.

La legislación española en materia de aguas es extensa y se desarrolla tanto a nivel estatal, autonómico, como municipal, por lo que es difícil resumir el marco legislativo y los valores de referencia que debemos considerar para un análisis de agua y tampoco es el objetivo de este artículo.

Para el caso concreto de las aguas de consumo humano la normativa se regula en base al Real Decreto 140/2003, de 7 de febrero, por el que se establecen los criterios sanitarios de la calidad del agua de consumo humano. Es esta la norma que debemos tener en consideración para realizar análisis de agua cuyo destino sea el consumo humano.

A efectos de este Real Decreto, se considera que un agua de consumo humano será salubre y limpia cuando no contenga ningún tipo de microorganismo, parásito o sustancia, en una cantidad o concentración que pueda suponer un riesgo para la salud humana, y cumpla con los requisitos especificados en las partes A y B del anexo I del citado texto legal.

Según este texto legal, el control y análisis de la calidad del agua de consumo humano incluirá los siguientes exámenes:

a) Autocontrol. El autocontrol será responsabilidad del gestor de cada una de las partes del abastecimiento de agua

b) Vigilancia sanitaria, cuya responsabilidad recae en la autoridad sanitaria, la cual establecerá un Programa Autonómico de Vigilancia Sanitaria del Agua de Consumo Humano

c) Control del agua en grifo del consumidor. Para las aguas de consumo humano suministradas a través de una red de distribución pública o privada, el municipio, o en su defecto otra entidad de ámbito local, tomará las medidas necesarias para garantizar la realización del control de la calidad del agua en el grifo del consumidor

Los requisitos de calidad del agua de consumo humano deberán cumplirse con carácter general en los siguientes puntos:

a) El punto en el cual surge de los grifos que son utilizados habitualmente para el consumo humano, para las aguas suministradas a través de una red de distribución, dentro de los locales, establecimientos públicos o privados y domicilios particulares.

b) El punto en que se pone a disposición del consumidor, para las aguas suministradas a partir de una cisterna, de depósitos móviles públicos y privados.

c) El punto en que son utilizadas en la empresa, para las aguas utilizadas en la industria alimentaria.

 

En Eurofins Envira Ingenieros Asesores, somos Entidad de Inspección acreditada por ENAC (Entidad Nacional de Acreditación) según la UNE EN ISO/IEC 17020 y Entidad Colaboradora de la Administración Hidráulica en aguas residuales, aguas continentales superficiales y subterráneas, aguas marinas, sedimentos subacuáticos y en instalaciones de depuración y de evacuación de vertidos. Disponemos de laboratorio ambiental con los últimos avances y tecnología y estamos especializados en el análisis de agua.

Si necesitas realizar un análisis de agua solicita presupuesto a través del siguiente formulario.